¿Qué es la tartamudez? ¿Qué ocurre si mi hijo tartamudea?

La tartamudez es un trastorno de la fluidez del habla que aparece cuando el niño está desarrollando sus habilidades comunicativas y evolucionando en el campo cognitivo-emocional. Durante este período de desarrollo, el niño está aprendiendo unas habilidades del lenguaje muy complejas e involuntariamente realiza “saltos” al hablar, repite sílabas, partes de una palabra o una frase, etc. Estas disfluencias son totalmente normales si no se acompañan de esfuerzo o incomodidad atartamudezl hablar (gestos, tensión, etc.).

La tartamudez aparece en las primeras etapas del desarrollo del lenguaje como un proceso normal (tartamudez evolutiva) y se manifiesta de múltiples formas, pues depende de cómo aprende el niño a lo largo de su evolución y de las características que presenta en cuanto a su personalidad y temperamento. La mayoría de niños consiguen superar el problema y éste desaparece espontáneamente dentro del primer año después de su inicio, pero en algunos casos los errores pueden identificarse y aumentar su frecuencia, configurando el patrón de habla habitual. Por esta razón, es muy importante tener en cuenta factores como las correcciones sobre su forma de hablar o el estrés, ya que pueden facilitar que los errores de fluidez se mantengan y se hagan crónicos.

Si el niño sufre repetidas experiencias de problemas para comunicarse, éstas provocarán en él sentimientos de frustración o vergüenza que generarán sentimientos y actitudes negativas relacionadas con la comunicación. Es conveniente identificar la tartamudez e intervenir cuanto antes, evitando que el problema se complique y favoreciendo el desarrollo de un habla fluida. Si usted tiene cualquier duda respecto al habla de su hijo o nota que la disfluencia del niño persiste, no dude en contactar con nosotros.